Entries Tagged as 'Uncategorized'

Bizkaia Orekan Sakonduz: proyectos en acción

El 25 de agosto se ha resuelto la convocatoria de ayudas del programa de Competitividad Comarcal 2021 de la Diputación Foral de Bizkaia.

Se han aprobado 67 de los 78 proyectos presentados con una subvención global de 1.047.426€, un 12% más que el presupuesto otorgado en 2020.

De hecho, dado el volumen y la calidad de las solicitudes recibidas se ha requerido la transferencia de fondos adicionales para incluir el mayor número posible de proyectos, y, aun así, algunos proyectos han quedado fuera por agotamiento de las partidas presupuestarias.

Sin duda, un hito importante en el proceso de consolidación de la iniciativa de Bizkaia Orekan Sakonduz.

Una breve radiografía de la resolución deja los siguientes datos:

  • El presupuesto se distribuye entre 24 entidades de desarrollo local y comarcal.
  • De los 67 proyectos otorgados, 49, esto es el 73%, se han presentado de manera colaborativa. La colaboración entre agencias es uno de los criterios que más puntúa a la hora de valorar los proyectos. En Bizkaia Orekan Sakonduz entendemos que, si se quiere llegar lejos en el impulso de la promoción económica, es clave hacerlo buscando sinergias y complementando capacidades.
  • Para el equipo, son especialmente significativos los 8 proyectos relativos a impulsar los modelos de gobernanza comarcales en promoción económica. Este enfoque nos parece clave de cara a poder construir proyectos con mayor ambición, en espacios locales con mayor masa crítica y con perspectiva comarcal.
  • Por temática los proyectos de impulso a la transformación digital son los más demandados, casi el 20%, un total de 13 solicitudes aprobadas. No en vano la transición digital es uno de los retos que mayor actualidad cobra en el escenario económico global.
  • En el siguiente escalón por número de proyectos, 6, hay un triple empate entre tres tipologías de proyectos que para nosotros son muy significativas:
    • El proyecto Salbide, de reactivación comercial. En este caso se trata de una propuesta que en 2020 ya se planteó, pero todavía no tenía un suficiente nivel de concreción y que se ha seguido trabajando para dotar al proyecto de mayor grado de compromiso.
    • El proyecto de mar y deslizamiento que es una apuesta que cuenta con un número creciente de localidades costeras y
    • Los proyectos de perfiles de innovación que con el apoyo de Innobaque se siguen consolidando como una propuesta tanto para el impulso de la innovación del tejido empresarial como para la capacitación técnica de las propias agencias locales.
  • El resto de tipología de proyectos se distribuye de la siguiente manera:
    • 5 proyectos apuestan por la internacionalización como vía de competitividad empresarial
    • 5 solicitudes inciden en el refuerzo de la propuesta de valor de las agencias para incrementar su capacidad de interlocución con el tejido productivo.
    • 4 iniciativas exploran propuestas para impulsar el emprendimiento tecnológico avanzado.
    • 4 proyectos se centran en los temas de movilidad eléctrica como reto emergente del sector de automoción
    • Y el resto son iniciativas variadas referidas al impulso de la cooperación empresarial y al abordaje de retos de carácter sectorial.

En conjunto una foto diversa, variada y, sobre todo, muy esperanzadora.

Refleja que ciertamente el proyecto original Bizkaia Orekan, se está profundizando en la línea de su reformulación Bizkaia Orekan Sakonduz.

En cualquier caso, hay mucho trabajo por delante, muchos frentes abiertos y muchos caminos que recorrer y, para ello más que nunca, es precisa la coordinación y la comunicación.

No en vano este año se han introducido importantes cambios en el modelo de trabajo para evolucionar del trabajo por zonas a la afinidad por retos.

Se ha definido para cada agencia una persona de referencia del equipo de BEAZ y de desarrollo comarcal, para impulsar la escucha activa, la cercanía y la conformación de nuevos proyectos.

Se ha dado un impulso muy significativo a las visitas institucionales para visibilizar el compromiso de la Dirección del Departamento con el proyecto y para solicitar nuevos pasos en el compromiso político local con la promoción económica industrial y de servicios conexos.

Se quieren reforzar la celebración de foros técnicos con temáticas relativas a la digitalización, la sostenibilidad, la innovación y todas aquellas que vayan surgiendo de las necesidades planteadas por las agencias.

Esta foto y los avances que se van produciendo seguro que se recogen en el evento anual de Bizkaia Orekan Sakonduz de Diciembre. Será una buena ocasión para el encuentro, la celebración y la reafirmación de que éste es un proyecto que merece la pena. En resumen, se sigue haciendo camino, se sigue avanzando, sigue habiendo muchos retos por delante y, sobre todo, lo que hay es ilusión y… proyectos en acción

Eskerrik asko Jose!

Hace 3 meses que este blog está en silencio. En esta ocasión ha sido un SILENCIO con mayúsculas.

En la anterior entrada hacía alusión a nuevas propuestas laborales del proyecto Bizkaia Orekan Sakonduz para los nuevos tiempos que vienen.

Lo que no sabía el pasado 15 de abril es que una semana después le iban a ingresar de gravedad a mi hermano Jose, que al final terminó falleciendo el pasado 1 de Junio.

3 meses intensos, interminables, llenos de esperanza y de desesperanza, de dolor, de cuidados mutuos, de rituales, de acompañamiento, de duelo… y, justo es también reconocerlo, con muchos aprendizajes y crecimiento.

Así es la vida!.

Un día todo cambia y ninguna de las previsiones sirve ya para nada.

Nos cuesta aprender que la vida es esa sucesión de momentos que nos ocurren mientras estamos despistadas planificando cursos de acción y perdiéndonos la intensidad de cada instante.

Y cuando la situación vital te supera, solo queda vivir cada día cómo si fuera el último, porque cada día es un regalo, un presente.

Cuando el horizonte se achica, es momento para profundizar en lo importante, para poner atención, como nunca, en una misma y en las demás.

Es tiempo de priorizar lo esencial y descartar todo aquello que nos distrae, nos preocupa, nos nubla la vista.

Como decía Gabriel Celaya en “La poesía es un arma cargada de futuro”:

cuando se miran de frente los vertiginosos ojos claros de la muerte,
se dicen las verdades,
las bárbaras, terribles, amorosas crueldades

Es curioso como puedes compartir 60 años de vida con un hermano y al final las conversaciones más auténticas, más profundas se producen en apenas mes y medio.

Es curioso descubrir justo al final de su vida tanta sabiduría, tanta fuerza interior, tanta templanza, tanta aceptación.

Todas esas virtudes justo han aflorado en su máxima expresión en el momento de la verdad. Cuando no caben medias tintas cuando las apariencias ya no tienen sentido.

Ha sido su generoso legado, su última enseñanza, su ejemplo de saber morir para que nosotras aprendamos a mejor vivir.

Traigo todo esto a este blog, primero porque me ha impactado profundamente y pretender ser también un acto de homenaje a mi hermano Jose.

Y segundo porque me gustaría trasladar lo aprendido en esta situación también al ámbito laboral.

Y es que cuando diseñamos programas, nos dedicamos a hacer planes, asignar recursos, establecer indicadores, hacer evaluaciones y propuestas de mejora…

Y está bien, siempre y cuando ello no nos impida ver que lo importante es:

Tener ilusiones y pelear por ellas.

Soñar y ponernos en acción

Tejer relaciones sanas.

Escuchar para ampliar nuestra comprensión de la realidad.

Incluir perspectivas diversas.

Darnos cuenta de lo esencial para que nuestra acción sea coherente.

Estar atentas a las necesidades ajenas.

Y entonces, en Bizkaia Orekan Sakonduz, o en cualquier otro proyecto, incluso cuando en la superficie todo parezca similar, aquello que se haga tendrá una cualidad diferente, porque se asentará sobre bases sólidas y tendrá otro sello.

Y entonces, ciertamente, las nuevas propuestas alumbrarán nuevos tiempos.

Y entonces, yo, en mi fuero interno sentiré la sonrisa cómplice de mi hermano que me llena por dentro y por fuera.

¡Va por ti!

Eskerrik asko Jose!

PD: Dedicado especialmente a mi ama, a Maite, a Alazne y a Eider.

Bizkaia Orekan Sakonduz: nuevas propuestas para nuevos tiempos

Ayer, en el marco de la iniciativa Bizkaia Orekan Sakonduz, celebramos una importante sesión de trabajo en la que compartimos una serie de propuestas para profundizar (sakonduar que decía Miren) en el despliegue de la estrategia de este proyecto, nacido con la ilusión de contribuir al desarrollo equilibrado de las distintas comarcas de Bizkaia.

En el evento celebrado el pasado 18 de Diciembre en el BEC ya se expusieron algunas de las propuestas pero lo de ayer tenía el carácter de “hito” en este caminar.

44 personas estuvimos “conectadas” de manera virtual para conocer en primera persona las propuestas de mejora que se plantean para reforzar la propuesta de Bizkaia Orekan.

Lo primero que destacaría es que hemos conseguido llegar a este punto gracias a todo el trabajo que se viene desarrollando desde hace ya 6 años en los que nos hemos ido conociendo, acordando, discrepando, con muchos pasos hacia delante y algún paso hacia atrás.

El caso es que se han ido tejiendo relaciones de confianza y se han ido construyendo proyectos colaborativos de promoción económica (industrial y de servicios conexos). Unos más ambiciosos, otros más modestos. Unos con mayor impacto y otros con un impacto muy limitado. Todo suma, especialmente porque todo es experiencia acumulada.

Tras escuchar las distintas propuestas que se han ido formulando desde las propias agencias de desarrollo y evaluando el camino recorrido, ayer se plantearon una serie de cambios cuya ambición es dar un nuevo salto cualitativo en este proceso.

No tenemos certezas, ni bolas de cristal, ni seguridades… Ni falta que nos hace. Porque lo que sí tenemos es la percepción de que cada vez hay mayor compromiso en el proyecto y porque empezamos a contar con experiencias que nos señalan que el camino que estamos recorriendo merece la pena.

La presentación la desarrollaron de forma coral la directora de Competitividad Territorial y Turismo, Cristina Múgica, el jefe de Servicio de Desarrollo Comarcal, Alberto Renedo y la coordinadora del proyecto en BEAZ,  Miren Salazar.

Cristina Múgica inicialmente puso el acento en que con esta propuesta se pretende ayudar a definir el marco de juego del proyecto. Marco que pretende tanto orientar la acción como ser puente de unión entre los distintos agentes que participamos en la iniciativa.

Algunas de las ideas fuerzas en las que también ahondó fueron en que el foco está en la competitividad, industrial y de servicios avanzados, con dos cuestiones de especial proyección: la sostenibilidad y la digitalización.

Remarcó que las propias agencias de desarrollo local son las principales protagonistas de este proceso, que tiene especial sentido cuando se activa la colaboración para que la suma de fuerzas multiplique los resultados.

Y para aterrizar las propuestas la clave que se propone es la de CONSTRUIR NUEVOS ESPACIOS de encuentro y aportación.

A partir de ahí Alberto Renedo puso el acento en la intención de reforzar desde el Departamento de Promoción Económica y desde el equipo de BEAZ las labores de acompañamiento y seguimiento de las propuestas que vayan planteando las agencias de desarrollo local.

Para ello se ha asignado a cada agencia una persona técnica de referencia que sirva de canal de comunicación permanente para cuantas cuestiones puedan ir surgiendo en torno a esta iniciativa. Se trata de “profundizar” en el conocimiento concreto de potenciales proyectos y oportunidades. Se trata también de identificar sinergias, intereses comunes y complementarios. Se trata en definitiva que el potencial existente en las agencias no se pierda por falta de comunicación o de conexión.

Por su parte Miren Salazar expuso el nuevo espacio denominado “foros técnicos”. Se trata de desplegar encuentros temáticos con carácter abierto, de tal forma que sean los intereses comunes los que definan en cada proyecto las compañeras de viaje.

Para el diseño de estos encuentros se tendrán en cuenta las demandas de las agencias, si bien ya se apuntaron algunos temas que están en el calendario de trabajo como las cuestiones relativas a: las oportunidades que surgen con los temas de sostenibilidad, las tendencias en los temas de digitalización, metodologías de apoyo para el impulso de la innovación en las pymes, diagnósticos territoriales de competitividad…

La idea es que el límite lo va a marcar nuestra ambición. La apuesta real que se haga por este tipo de encuentros. Es como el viejo debate si algo es un gasto o una inversión. Lo que nos conduce a reflexionar sobre donde invertimos nuestro limitado tiempo y cuales son nuestras prioridades (apuestas).

Va a ser crucial que estos foros estén bien diseñados y adaptados a las necesidades reales de las agencias. Aunque tan importante como el contenido va a ser que en esas sesiones se vayan tejiendo complicidades y que mutuamente, las agencias, el Departamento y BEAZ, nos veamos como cómplices necesarios. No podemos olvidar que muchas veces de manera aislada no podemos, pero cuando nos ponemos en formato colaborativo…

Y para ello primero hay que creérselo y segundo actuar con generosidad sabiendo que este proyecto no deja de ser también una labor de siembra para poder recoger la cosecha… cuando corresponda, que la naturaleza tiene sus plazos y nadie como la gente de campo sabe de la importancia de la paciencia.

Una de las últimas cuestiones que comentó Miren fue que las tradicionales reuniones comarcales quedan bajo la responsabilidad organizativa de las propias agencias comarcales que decidirán cómo hacerlas y con qué frecuencia.

Al final se abrió un turno para peguntas y consideraciones en el que Mireia Elkoroiribe, Jose Rica y Ana Sonia Elorriaga hicieron sus primeras valoraciones, aportaciones y consultas.

Lo importante es que en breve se activarán estas conversaciones en profundidad entre cada agencia y cada persona de referencia. Se trata de rescatar sueños, proyectos, poner a trabajar a las agencias de manera conjunta, explorar las cuestiones relativas a la gobernanza comarcal… en definitiva seguir avanzando, profundizando, experimentando.

Un nuevo paso que solo tendrá valor si el nivel de implicación es potente.

En cualquier caso sirve para sentir que no estamos solas en este caminar. Que a veces hay que pedir y otras ofrecerse y entonces lo que empiezan siendo una serie de propuestas escritas en un papel se puede convertir en realidades tangibles.

No sé quién eligió la fecha de ayer para la reunión, pero a mí al menos me pareció muy significativa: la coincidencia con la conmemoración de la república y es que nada cómo organizarse entre iguales para apropiarnos de nuestro destino.

Es pues tiempo de pasar de la palabra a la acción y de ir profundizando en el valor de Bizkaia Orekan.

Gracias a todas las personas que nos han traído hasta aquí y gracias a las que siguen apostando por esta forma de hacer desde su contribución generosa.

Seguimos caminando con ilusiones renovadas para “hacer camino al andar”. Y es que en los tiempos que nos toca vivir no queda otra que reinventarse, por eso nada más oportuno para que Bizkaia Orekan plantee nuevas propuestas para estos nuevos tiempos

Entre kimeras anda el juego

Esta mañana he tenido un encuentro muy nutritivo con Ricardo Antón.

Habíamos quedado para desayunar y ponernos mutuamente al día de proyectos varios.

Reconozco que es una persona a la que tengo mucho cariño, aunque coincidamos poco.

El vínculo lo forjamos hace ya tiempo en el marco de diversos foros de debate en la época de arbela.

Coincidí con el equipo de Colaborabora cuando se constituyeron en cooperativa.

Trabajamos en el desarrollo de la metodología Kooptel para impulsar los procesos colaborativos, ¿te acuerdas María Eugenia?.

También he tenido la suerte de participar en alguno de los encuentros facilitados por ellas relativos a la importancia de poner la VIDA en el centro de los proyectos.

Y es que los 20 años de andadura de Colaborabora han sido muy prolíficos.

Así que de vez en cuando quedamos para conversar.

Yo le he estado contando algunas de las experiencias que se están activando desde el área de Desarrollo Comarcal del Departamento por si en algún momento surge alguna posibilidad de que puedan presentar algún proyecto de la mano de alguna agencia de desarrollo local.

Él por su parte me ha contado alguno de sus últimos proyectos y me ha parecido especialmente interesante el de Kimera vs Kimera. Una experiencia muy chula de hibridación y cocreación entre el mundo de la ecoindustria (y sostenibilidad) y el mundo de la cultura y la creatividad.

Un proyecto desarrollado en el marco de la Bilbao Bizkaia Design Week en el que un equipo interdisciplinar ha combinado sus saberes, experiencias y recursos para imaginar el futuro y proponer kimeras regenerativas como contrapunto a los monstruos a los que nos enfrentamos en una situación tan complicada y retadora como la actual.

Como cuentan en el video que han editado se trata de un intento de abordar conjuntamente las transiciones ecológica, social y productiva.

Entre el potente equipo que ha contribuido al proyecto me ha hecho ilusión distinguir a gente conocida como Lucia Graña, de Beaz, Mikel Ibarra, del cluster Aclima, Idoia Postigo, de Bilbao Metropoli 30 y a Txelu Balboa y Ricardo, de Colaborabora.

Me han llegado sobre todo dos sensaciones contrapuestas.

Por un lado, la magia que se produce cuando se combinan saberes diversos con intereses comunes y ,por otro, la dificultad para transformar esas kimeras en proyectos tangibles.

Y al despedirnos me he quedado con el deseo de que, ¿por qué no?, esas kimeras puedan convertirse en realidad para ser capaces de responder como sociedad a los retos a los que nos enfrentamos.

Ya lo dijo Einstein “no se puede resolver un problema en el mismo nivel en el que fue creado” así que… entre kimeras anda el juego.

Bizkaia Orekan: Experiencias para seguir soñando de manera colectiva

El pasado viernes participamos en un encuentro con sabor a celebración en el marco del proyecto Bizkaia Orekan que busca una Bizkaia competitiva y territorialmente equilibrada.

Si el año pasado el encuentro lo celebramos en un lugar tan histórico como el Edificio Illgner, en Barakaldo, esta vez nos tocó trasladarnos a Amorebieta al espectacular atrio del AIC.

Retomando una de las metáforas del final del encuentro podríamos decir que era un “espacio blando”. Su amplitud, el diseño curvo de sus formas y su espectacular cristalera orientada hacia la crestería del Anboto posibilitan un espacio donde el encuentro y el diálogo constructivo se retroalimentan.

Se trataba de compartir entre todas las personas que estamos construyendo este proyecto los avances que se van produciendo así como de agradecer la generosidad y el compromiso con un RETO que va más allá del día a día. Que manifiesta que tan importante es lo QUÉ estamos realizando como CÓMO lo estamos enfocando. Trabajando en equipo enriqueciéndonos con las distintas aportaciones de las organizaciones que conformamos esta red de trabajo.

De nuevo Ainara Basurko, gerente de BEAZ, ejerció de maestra de ceremonias y lo hizo con su habitual maestría. De manera concisa puso en contexto el evento que nacía desde un ambiente donde lo cooperativo es esencial pues se trata de un proyecto colectivo. Se trataba de compartir avances, agradecer el trabajo realizado y tomar impulso para un proyecto de tan largo recorrido.

A continuación Imanol Pradales, diputado del Departamento de Desarrollo Económico y Territorial destacó las ideas principales de este proyecto que nace desde la constatación que una de las claves de la política de desarrollo económico es la  variable territorial. Y es que Bizkaia a pesar de su dimensión es un Territorio heterogéneo donde los intereses de cada comarca requieren mucha flexibilidad de cara a ajustar políticas generales a las especificidades de cada comarca. De tal forma que es preciso hacer un ejercicio permanente de reenfoque de la política de desarrollo económico para dar suficiente espacio a lo territorial.

Y ello solo es posible a través de un proyecto con gobernanza multinivel donde los distintos agentes pueden aportar su perspectiva y, sobre todo, creando canales de comunicación e interacción estables para que el roce haga el cariño. Para ser capaces de construir suficiente confianza en la que se pueda apoyar todo el edificio de este ambicioso proyecto que se llama Bizkaia Orekan.

Sabiendo además que la ambición procede sobre todo del empeño que todas las partes estamos poniendo en la identificación de nuevos retos y en la búsqueda de nuevas respuestas para responder a estas problemáticas.

Hay una dimensión macro que busca alinear este proyecto con otras estrategias como la de la política RIS3 y otra micro donde busca escuchar las demandas más modestas pero cuya implementación se hace necesaria para que lo local también tenga su propio lugar.

Y sobre todo se trata de mezclar y conjugar bien ambas visiones para que el proyecto este pegado a tierra y a su vez pueda tener un amplio horizonte sobre el que proponer nuevos cursos de acción.

Eva Armesto, también del Departamento, facilitó datos adicionales para dimensionar lo hecho en los últimos 12 meses. Entró más en el detalle de los 14 retos que se han ido trabajando entre las más de 60 personas de 34 organizaciones.

Proyectos de todos los colores. Desde la promoción de la colaboración interempresarial y con empresas tractoras, pasando por la capacitación de los equipos directivos de pymes, el diseño de nuevas herramientas de análisis sobre suelo industrial y espacios de oportunidad económica, sesiones de capacitación para los agentes intermedios, diseño de un nuevo Decreto para impulsar las estructuras asociativas de los polígonos industriales….

En resumen diversidad, concreción, a ratos modestia a ratos ambición… proyectos de todos los colores donde lo esencial es que nacen del diagnóstico de las entidades locales.

De nuevo lo esencial es el prefijo Co: el Compromiso, la Confianza, el trabajo Colectivo por lo que una de las constantes de la jornada fue el agradecimiento. Porque más allá de los indicadores cuantitativos hay aspectos cualitativos que son los que ponen la chispa a este proyecto.

A partir de ahí y para visibilizar con más nitidez la realidad de los proyectos Ainara Basurko dinamizó un panel con Ana Sonia Elorriaga, Eduardo Martínez, Leire Arrizabalaga, Iratxe Goikoetxea e Iñaki Orrantia para dar voz a un representante de cada una de las 4 comarcas en que se ha estructurado Bizkaia así como a un representante del Departamento.

Todo ellos expusieron con detalle y mucho cariño una experiencia práctica de distintos proyectos en los que han participado.

Así el primer proyecto hacía referencia a la apuesta por trabajar en la identificación de oportunidades de negocio en la cadena de valor del metal en la zona Norte donde es clave acompañar a las empresas para que vean a los agentes intermedios como socios que les pueden ayudar a buscar sinergias entre empresas con capacidades complementarias.

Desde la zona Oeste se está trabajando en la implicación de las empresas tractoras para que apuesten por proveedores locales para sustituir aprovisionamientos desde una política más cercana al Km 0. Así ya llevan contactadas 24 empresas, identificados 19 retos y empiezan a tener resultados que animan a seguir explorando esta vía de trabajo.

Desde la zona Este se apuesta por impulsar la economía circular como modo de desarrollar nuevos modelos de negocio donde la sostenibilidad sea compatible con la creación de empleo. Para ello ya se han hecho mapeos, se han diagnosticado 8 organizaciones y se encuentran en la fase de implementación de las iniciativas identificadas.

Por su parte en la zona Sur pusieron el énfasis en de qué modos la colaboración interinstitucional se va consolidando lo que está permitiendo conocerse mejor los agentes y trabajar de una manera más coordinada donde los distintos agentes empiezan a verse como posibles aliados en función del carácter de cada proyecto.

Por último se describió el nuevo Decreto para el impulso de los polígonos industriales, donde lo esencial ha sido el cambio de paradigma a la hora de diseñar la normativa. Empezando por el benchmarking y por la conexión con las partes interesadas para potenciar la participación desde el origen de este Decreto. Cómo dice el adagio si quieres llegar lejos mejor trabajar en equipo para incrementar la capacidad de superar los retos a medida se vayan planteando.

Por último James Wilson, de Orkestra, nos regaló algunos conceptos que daban sentido a lo que estábamos escuchando.

Por una parte la idea de que el Territorio es un factor clave a la hora de diseñar las políticas de promoción económica y en línea con ello la cualidad de la flexibilidad para mejorar la capacidad de adaptación a los factores específicos comarcales.

La importancia de la experimentación mediante la creación de espacios de encuentro entre diferentes que articulen mejores relaciones y vayan constituyendo comunidades de aprendizaje.

La llamada a la creación de “espacios blandos” donde se facilite la posibilidad de experimentar para prototipar nuevos proyectos, nuevas políticas, nuevas formas de hacer y estilos de gobernanza para minimizar los riesgos de los proyectos.

Y así poco a poco y en el horario previsto todo fue llegando a su fin. Entre los tópicos que me llevé destacaría los siguientes:

  • Hay sumas que multiplican porque generan ilusión y sentimiento de proyecto compartido
  • Los riesgos se reducen cuando se comparten
  • La base sobre la que se asientan este tipo de iniciativas son la confianza, la generosidad, el compromiso, la constancia y la construcción de mejores relaciones
  • Para desplegar políticas la primera cualidad es la de escuchar mucho antes de empezar a hablar y atreverse a experimentar para aprender de esos prototipos.
  • El equilibrio se encuentra cuando todas las partes implicadas participan en el proceso y se crea el espacio para que la diversidad vaya dando forma al proyecto

De alguna forma el encuentro en el AIC fue una colección de relatos contados en primera persona del plural donde se palpaba ilusión y mucho compromiso.

Fueron sin duda experiencias para seguir soñando que la realidad se puede transformar cuando se asume el reto de manera colectiva.

Así que volveremos a dar otra vuelta a este proyecto sin saber a dónde nos llevará. El destino no está escrito, el devenir de los proyectos nos irá marcando la nueva hoja de ruta.

Y nada mejor que la celebración del pasado viernes para sentir que este es un proyecto muy vivo y con un potencial a la altura de nuestra ilusión y nuestra capacidad de colaboración.

Aurrera bolie!

Visita al Centro de Fabricación Avanzada Aeronáutica

El pasado 22 de Mayo, la mayoría de las personas que formamos parte del Servicio de innovación realizamos una visita a las instalaciones de CFAA (Centro de Fabricación Avanzada Aeronáutica) en Zamudio.

Nos recibió D. Norberto López de Lacalle, profesor de la Universidad del País Vasco, que nos explicó qué cómo surgió CFAA, sus objetivos y nos guió por sus instalaciones.

Así, CFAA nació por un acuerdo entre la Universidad y algunas empresas y con el apoyo de la DFB y el Gobierno Vasco. Actualmente,además de estas instituciones cuenta con el apoyo de empresas asociadas que, principalmente, pertenecen a los sectores de la aeronáutica, la máquina – herramienta y sectores auxiliares a éstos.

Su objetivo es desarrollar tecnologías avanzadas de fabricación en fase ya muy cercana a su implantación en las empresas del sector de la aviación. Nos explicó que, de acuerdo con el llamado MRL (Manufacturing Readiness Level) o lo que es lo mismo el grado de preparación de una pieza para la fabricación, un nivel que se divide en 9 etapas, de las cuáles la 1 es cuando se empieza a concebir una pieza y la 9 es la inmediatamente anterior al comienzo de la producción, ellos se centran en las etapas 5 y 6 (Son las etapas que unen la fase de laboratorio con las primeras fabricaciones de demostración en las máquinas donde se van a producir definitivamente las piezas).

Es decir, las empresas que acuden al CFAA pueden realizar pruebas de fabricación sin necesidad de invertir en este tipo de maquinaria hasta haber podido contrastar que los resultados son los buscados. Además el CFAA puede ayudarles en muchísimas actividades, como por ejemplo:
– Fabricación de prototipos
– Validación de piezas tras cambios en el diseño o en el proceso
– Validación de nuevos proyectos
– Demostraciones a clientes
– Etc.

Para ello cuentan con maquinaria de última generación, gran parte de ella fabricada por empresas vascas que pudimos ver in situ, aunque desgraciadamente, la mayoría no estaban en funcionamiento en aquel momento.

De entre la maquinaria que pudimos ver, eran de destacar cuatro centros de mecanizado: de las marcas Danobat, Hermle, GMTK e Ibarmia. En el caso de estas dos últimas marcas, los centros de mecanizado habían supuesto para estas empresas un salto cualitativo importante en el nivel de producto de lo que habían hecho hasta ahora por lo que el CFAA supone un banco de pruebas ideal para su nueva maquinaria. Además de tratarse de máquinas muy avanzadas tecnológicamente, se trata de máquinas de gran tonelaje, por lo que ha sido necesario, acondicionar el suelo previamente para poder acogerlas.

Otras máquinas dignas de mención son dos de electroerosión de la marca Ona y otras dos de fabricación aditiva (impresión 3D) de piezas metálicas. Además disponen de aparatos de metrología y de inspección por Rayos X.

Se han instalado en una nave del Parque Tecnológico de Zamudio, donde anteriormente estaba Robotiker. Y si algún pero se le puede sacar al proyecto es que, según el Sr López de Lacalle, debido al éxito del proyecto, pronto se quedarán con falta de espacio en la nave actual y el previsible futuro traslado será complicado debido al gran tonelaje de los centros de mecanizado.

En fín, un proyecto muy interesante que, sin duda va a contribuir a mejorar la competitividad de las empresas vascas de los sectores aeronáutico, máquina-herramienta y auxiliares que puede servir de ejemplo para futuros proyecos de innovación y una visita realmente motivante.

Ramón Sagristà Lasa

Subvenciones potentes a proyectos de alto impacto: 3I. ¿Qué estamos aprendiendo?

Hay en Bizkaia, como en otros territorios, proyectos protagonizados por empresas que significan para ellas una apuesta francamente ambiciosa. Son proyectos en los que cambian sus formas de hacer e invierten elevados importes en modificar sus procesos productivos, ampliar sus plantas de producción, asumir el coste de desarrollo de nuevos productos…

Las subvenciones que venimos dando desde hace muchos años son una minucia para este tipo de proyectos, porque rondan los 25.000 euros y el presupuesto de esos proyectos supera con mucho el millón de euros. Esto siempre nos ha creado cierta frustración porque son esos proyectos los que crean empleo con firmeza y llevan a esas empresas a niveles tecnológicos y de madurez que hacen posible su pervivencia a largo plazo. Además, en mi experiencia, esas empresas con potencial de inversión y crecimiento son empresas en las que las condiciones laborales suelen ser bastante razonables y tienen un comportamiento social decoroso.

Por eso en 2016 lanzamos por primera vez el programa de subvenciones 3I (Plan de apoyo a la innovación, internacionalización y la inversión). Buscábamos proyectos potentes, innovadores y de alto impacto, con el objetivo de llegar a unos 10 proyectos de este tipo.

Lo hacíamos saliendo de nuestra “zona de confort” y eso nos causaba inquietud. Nos encontramos cómodos tratando con empresas pequeñas y en esta ocasión nos decidimos a ampliarlo a empresas hasta 250 empleos. Y nos acogíamos por primera vez a una nueva reglamentación de la Comisión Europea que ofrece alternativas para rebasar los límites subvención de la normativa Minimis. Queríamos pasar de ayudas de 20.000 € a ayudas de 200.000 € por empresa: un salto inmenso.

Nuestra experiencia en 2016 fue francamente positiva. Vinieron muchos proyectos, más de los esperados. Pero la buena noticia es que vinieron muchos proyectos buenos y potentes; hasta el punto que tuvimos que buscar fondos para ampliar la dotación presupuestaria del programa. Al final fueron 12 los proyectos apoyados, con una subvención media de 283.000 €. Y aún quedaron sin apoyo algunos proyectos que también eran muy prometedores. A esos proyectos y a algunos otros los derivamos a los otros programas de ayudas (más modestas) del Departamento, cuyas convocatorias se abrían inmediatamente después de 3I: Plan de Promoción de la Innovación, Afipyme y Plan de Internacionalización.

El Departamento lo presentó a bombo y platillo. Ciertamente las historias de las 12 empresas son interesantes y merece la pena ser contadas. Ahora estamos haciendo seguimiento de esos proyectos y parece que van por el buen camino y tiene pinta de que los resultados serán cercanos a las expectativas.

827661853_201606131321585698816_16490

A la luz de lo vivido en 2016, en 2017 volvemos a sacar el programa en las mismas condiciones pero con un aumento sustancial de presupuesto. Afrontamos el programa con la misma ilusión que en 2017, pero nuevamente con la incertidumbre de si encontraremos esos 15 o 16 proyectos de impacto suficiente y con carácter innovador para los que hemos realizado la previsión económica. El tiempo lo dirá pero parece que esta vía de apoyos fuertes a proyectos potentes es muy interesante y complementaria a las subvenciones de importe menor a proyectos más modestos de innovación, de inversión avanzada, de colaboración, de mejora en gestión…

En cualquier caso, lo importante no son los medios sino los fines que, en nuestro caso, son los de facilitar un tejido empresarial sano y dinámico, que cree empleo de calidad, genere actividad, asegure su pervivencia a largo plazo, actúe con responsabilidad y, también, pague religiosamente sus impuestos en Bizkaia, para el beneficio de todos/as. Creemos que 3I puede contribuir a ello.

 

Sembrando un Lunes de Octubre en Gernika

Dentro del proyecto “Bizkaia competitiva y territorialmente equilibrada”, hoy hemos celebrado en Gernika una reunión para tratar de identificar acciones concretas con las que ir poniendo en marcha diversos retos para los próximos meses para las comarcas de Busturialdea, Lea Artibai y Durangaldea.

Ir a Gernika siempre es un lujo pero además hacerlo un lunes en Octubre siempre es un buen presagio.

Nos hemos reunido en las oficinas de Lanbide Ekimenak 10 personas, 5 hombres y 5 mujeres, representando a organizaciones diversas unidas por una misma ilusión: favorecer la construcción de un futuro mejor para los habitantes de esas comarcas.

En una sesión anterior se habían priorizado 6 retos significativos que tienen que ver con:

  • Incentivar las reflexiones estratégicas en las empresas
  • Fomentar el emprendimiento tecnológico/industrial
  • Adoptar nuevos modelos económicos como fuente de generación de empleo y entornos sostenibles
  • Analizar los recursos disponibles para el desarrollo de entornos creativos y de desarrollo sostenible
  • Fortalecer el compromiso de las empresas con la formación
  • Mejorar las infraestructuras de los polígonos industriales

Previamente habíamos compartido un documento en el que se recogen las distintas iniciativas que cada quién ya estamos impulsando con estas intenciones.

En esta entrada no voy a entrar en el detalle de lo que hemos ido comentando. De eso ya habrá tiempo cuando las propuestas vayan madurando y puedan ser presentadas públicamente.

Hoy prefiero incidir en una serie de impresiones personales que para mí han sido muy significativas y que se han producido a lo largo de la fructífera mañana que hemos compartido.

Lo primero y más destacable para mí ha sido el clima de la sesión. Ha habido numerosas aportaciones, mucha sinceridad para compartir, lo que hacemos y lo que no conseguimos hacer, y mucha mucha escucha. En la manera tan atenta de escuchar se percibía tanto el interés por aprender de otros planteamientos como el profundo reconocimiento a las aportaciones a cada persona que intervenía.

Al hablar del tejido empresarial de cada Comarca aparecían algunas reflexiones habituales referidas a las dificultades que tenemos para conectar con las empresas, para que escuchen nuestras propuestas novedosas y para tratar de convencerles de las bondad de salir de las respectivas zonas de confort para adentrarse en otras formas de hacer diferentes que les ayuden a conseguir esos futuros tan deseados como inalcanzados.

Para ello afloraban cuestiones relativas a la necesaria sensibilización, la importancia de acertar con la dinamización de este tipo de propuestas.

La importancia de saber preguntar para que cada quién encuentre sus propias respuestas. O encontrar experiencias que han hecho “click” para que esos relatos sean inspiradores.

También se comentaba la importancia de ayudar a que las empresas sueñen el futuro que desean para que puedan ir construyéndolo. Y es que a veces el pasado no sirve demasiado para construir lo que viene y es mejor anticiparlo.

Un momento para mi muy valioso ha sido cuando de repente hemos empezado a hablar también de lo que nosotros mismos tenemos que ir desarrollando a nivel personal y organizacional para ser coherentes con estos planteamientos que queremos para “otros”.

Ha sido como evolucionar de:

  • ¿qué podemos hacer nosotros distinto para que cambien las organizaciones? a
  • ¿qué podemos hacer nosotros distinto… para cambiar nosotros?

Y es que en todo momento ha estado aflorando qué cada uno vemos la realidad según somos, según donde estamos, según nuestras aspiraciones. Por ello lo esencial es conocernos bien para mejorar nuestras formas de intervenir. Y muchas veces crear estos espacios para compartir nos sirve para que se caigan algunas orejeras o para encontrar algunos espejos en los que ver(nos).

También se ha incidido en la importancia de salir al encuentro de la realidad, de acercarnos a las organizaciones para preguntarles que necesitan, qué necesitan de nosotros.

Y así mezclando lo que nosotros vemos y ellos no ven y lo que ellos ven y nosotros no, podamos ir construyendo nuevos mapas con los que transitar mejor por la realidad en la que estamos inmersos.

Se ha hablado también mucho de desarrollo local, de desarrollo sostenible, el concepto de glocal. La versión más extendida suele ser la de pensar en global y actuar en local, aunque creo que la versión alternativa puede ser más jugosa: Pensar en local, en lo que nos importa, con lo que estamos comprometidos y actuar en global.

Otra de las ideas que ha estado revoloteando toda la sesión ha sido la de cómo integrar las distintas estrategias y propuestas en las que estamos involucrados.

Cómo mantener y reconfigurar la apuesta por la industria, mientras se va dejando un espacio creciente a los proyectos creativos y a los nuevos modelos de economía (economía azul, economía circular…)

Cómo dejamos ir conceptos y propuestas que han sido muy importantes pero cuyo tiempo ha pasado y cómo dejamos espacio a lo nuevo, a lo que está emergiendo aunque todavía sólo tiene una presencia muy sutil.

Se ha hablado de la importancia de crear propuestas para apostar por la juventud como cantera de futuro y a la vez abordar las problemáticas asociadas al relevo generacional.

Yo veía conexiones entre esto y las propuestas de envejecimiento activo y saludable. Porque al fin y al cabo de lo que hablábamos era de encontrar las palancas y las conexiones para que las nuevas oportunidades construyan una sociedad más sana y con unos retos más saludables.

Se ha hablado de estrategias de diferenciación, de compromiso, de sellos que evidencien el valor de las propuestas.

Muchas ideas, algunas apenas esbozadas, otras con cierto recorrido, y sobre todo compromiso para ir aterrizando y concretando estas posibilidades en propuestas de acción para ir tejiendo una nueva realidad más ilusionante.

Confiamos que estas reflexiones, estas conexiones, que hoy se han producido en Gernika, un lunes de Octubre, sirvan para sembrar todo aquello que queremos ir cosechando entre todos y todas

Saioa, mila esker!

En el Servicio de Innovación hemos tenido el privilegio de contar durante 14 años con la presencia de Saioa Leguinagoicoa.

Tras darlo todo con nosotros ha sentido una llamada y se va al Servicio de Modernización de la Administración. Potente reto el que tiene por delante. Seguro que encuentra vías para simplificar/cambiar nuestros modos de hacer para hacerlos más cercanos y accesibles a la ciudadanía.

Una parte de mí se alegra por su promoción profesional y otra se encoge porque la vamos a echar de menos. Y es que 14 años dan para compartir muchas experiencias.

Saioa es una mujer bastante polifacética, una ingeniera muy práctica, le gustan los retos. Suele hacer fácil lo difícil. Se pregunta mucho el para qué de las cosas y si podría hacerse de otras maneras.

Cuando llegó al Servicio en 2002 recién ingresada en la Diputación traía aire fresco. Mente sin prejuicios y muchas ganas de aportar.

14 años muy fecundos. Ha habido de todo. Proyectos muy técnicos (innovación, inversión, tecnología…) y otros más diversos (foros de debate, incluso artesanía).

Lo mismo redacta un decreto, coordina un equipo, hace el grafhic recording de una sesión de trabajo, que un sabroso postre para nuestras celebraciones en el Servicio.

La hemos ido viendo crecer, evolucionar, ser madre… Y en cada reto ponía su sello, su marca, su estilo.

Parece que para ella es su momento para dar un nuevo salto en el que pueda verter su capacidad creativa.

Ya avisamos al nuevo equipo que Saioa no es de las personas que se rinden. Todo lo contrario se crece ante las dificultades.

No sabemos cual será el enfoque de la Dirección de Modernización. Seguro que más allá de los temas de eficiencia y simplificación aparecen otros más relacionados con el sentido de lo que hacemos, la necesidad de deconstruir la administración. Porque de lo que se trata es de hacer bien … las buenas cosas, aquellas que sirven para satisfacer las necesidades sociales.

Incluso me atrevo a aventurar que es capaz de encontrar conexiones en su nuevo trabajo con el enfoque de Montessori con el que aprenden sus hijos. En cualquier caso seguro que su modo de interpretar la necesaria modernización de la administración trae mejoras.

Pues eso, que parece que los teleberris de Saioa en el Servicio de Innovación llegan a un punto y seguido.

Ahora le toca comunicar cómo modernizar una administración que necesita evolucionar al ritmo de los nuevos tiempos.

Seguro que deja su impronta en el proceso. Cuenta con nuestro apoyo en esta nueva encomienda.

¡Gracias Saioa por tu aportación y por hacernos la vida un poco más fácil! ¡Seguimos en contacto!

Saioa Teleberri

Bizkaia, Let’s co!

Pazientziaz dana heltzen da!

Komentatu genuen moduen Elkarlanean programa Bizkaiko Boletinean gaur argitaratu egin dugu. Argi-ra etorri da!

Beraz bihartik aurrera elkarlanean burututako berrikuntzarako proiektoek beste atetxo bat izango dute. Gure erronka, gure gogoa ate hori gero eta zabalagoa bihurtzea da. Denon artean, guztion laguntzaz, persona/entitate askoren konplizidadearekin.

Bizkaiko Foru Aldundiaren lelo berria “Bizkaia goazen!” bada, Bizkaia, Let’s go! edo hobeto, Bizkaia, Let’s co! izan dadila geurea

¡Pues sí, con paciencia todo llega!

Tal y como anunciamos hoy se ha publicado en el Boletín Oficial de Bizkaia el programa Elkarlanean. ¡Ya es oficial!

Así que a partir de mañana los proyectos de innovación en cooperación tienen una nueva puerta de acceso. Nuestro deseo es que esa puerta sea cada vez más ancha para que quepamos cada vez más personas y equipos. Para ello necesitaremos la complicidad de muchas personas que crean en estas formas de hacer.

Asi que ahora que la Diputación Foral de Bizkaia ha seleccionado como lema para su imagen corporativa Bizkaia goazen, podemos también decir Bizkaia let´s go! O incluso mejor Bizkaia Let’´s co!

Arbela. Bideak Eginez.