Entries Tagged as ''

Enkarterri Open Lab: nace una experiencia con mucho sabor!

Sin duda tenía que ser en un día con sabor a fiesta y en un marco simbólico.

Y es que mientras Balmaseda vibraba con su Putxera Eguna, en el precioso Palacio Horcasitas hoy a las 11h de la mañana se ha producido la presentación de un proyecto tan ilusionante como este de Enkarterri Open Lab.

Nace con la complicidad de la ADR Enkarterrialde y del ayuntamiento de Balmaseda tras unos cuantos meses de gestación buscando complicidades y colaboraciones varias.

Yo me he acercado a la sesión porque éste ha sido uno de los proyectos apoyados este año en la convocatoria Elkarlanean para la financiación de proyectos de innovación colaborativa impulsados por organismos intermedios. Y de alguna manera queríamos refrendar con nuestra presencia nuestra apuesta por un proyecto cómo éste que, cómo decían hoy, nace para consolidar un espacio para apoyar los proyectos de innovación en la comarca en el ámbito de la industria agroalimentaria.

Ya antes de llegar me he encontrado con Olga Gómez, de Katilu. Siempre que me encuentro con ella es preludio de buenos proyectos, así que los augurios han sido inmejorables.

La apertura de la presentación ha sido a cargo del alcalde de Balmaseda, Aitor Larrinaga, que ha reivindicado el apego a lo que somos y la apuesta por el sector agroalimentario como símbolo dela vida saludable. El proyecto pretende acercar a los productores locales con los consumidores finales y promover el consumo local y responsable.

A continuación ha tomado la palabra Peli Manterola, director de Calidad e Industrias Alimentarias del Gobierno Vasco, para resaltar las conexiones que este proyecto tiene con su área de actividad y muy especialmente con el espacio Katilu, volcado en la activación de la innovación en el ámbito del desarrollo rural y en la creación de comunidad entre los diversos agentes de la cadena de valor alimentaria.

Juanra Melchisidor de la Agencia de Desarrollo rural Enkarterrialde ha destacado la importancia que tiene para impulsar este tipo de proyectos contar con la colaboración de la red de agentes de diversos ámbitos como gastronomía, alimentación y vida saludable.

Eneko Izquierdo de DOT, posteriormente ha remarcado que la experiencia que se inicia no pretende ser una actuación aislada sino que aspira a convertirse en el paraguas sobre el que pivoten los proyectos de innovación de Enkarterri en el ámbito agroalimentario.

Y en ese sentido los pilares sobre los que quieren se asiente el Enkarterri Open Lab son:

  • Su capacidad de CONECTAR, crear comunidad, tejer alianzas.
  • Su valor para crear contextos donde los proyectos de innovación agroalimentarios puedan desplegarse y
  • Ser fuente de inspiración para que unos proyectos atraigan a otros y así ir enriqueciéndose con las experiencias propias y ajenas.

A partir de ya abren un plazo para seleccionar las primeras 10 iniciativas, propuestas por empresas o personas emprendedoras a las que ofertaran un proceso de aceleración intensa en el marco de un bootcamp que organizaran para finales de Noviembre. Serán jornadas para aprender, crear vínculos, concretizar las ideas para convertirlas en proyectos. Sin duda un reto por el que merece la pena trabajar.

La nueva directora de competitividad territorial y turismo del Departamento, Cristina Múgica ha concluido el acto de presentación destacando que más allá del soporte financiero al proyecto, una de las principales claves del proyecto y de las intenciones del Departamento de Promoción Económica es apostar por la perspectiva comarcal y por el equilibrio territorial, máxime en Enkarterri qué es una zona de actuación prioritaria en Bizkaia.

Proyectos como éste ayudan a visibilizar que cuando se trabaja desde la complementariedad y desde la ilusión los sueños se convierten en realidad.

Para reforzar el buen sabor de boca nos han animado a probar un arroz con leche (de Karranza) hecho en putxeras, y doy fe de que estaba delicioso.

Eso nos ha permitido seguir compartiendo reflexiones en torno al proyecto. Conversando con Mónica Alonso de Enkarterrialde he constatado por el brillo de sus ojos una mezcla entre ilusión y vértigo ante el lanzamiento de un proyecto que se ha venido gestando poco a poco y ahora está en la casilla de salida.

Mucha mucha suerte en el proyecto!. Y tanto cómo buenos resultados os deseo muchos aprendizajes porque esta va a ser sin duda una carrera de fondo. Por ello y para mantener el ánimo en todo momento va a ser necesario hacer acopio de ilusión y mantener una visión de futuro que ayude a seguir avanzando en el camino.

Y así al bor bor de las putxeras este guiso empieza a coger sabor!

A disfrutar del proceso y que el guiso salga rico rico!

De la diferenciación a la complementación

A nivel del Servicio estamos activando procesos de evaluación de los programas que se han venido desarrollando previamente de cara a (re)definir las políticas de actuación para los próximos años.

Para mí es cómo llegar a un cruce de caminos donde tienes que elegir qué ruta(s) seguir entre las varias que aparecen.

Es momento para la pausa.

Para valorar las distintas alternativas.

Para conversar con personas de dentro y de fuera para contrastar pareceres y enriquecer perspectivas.

Para recuperar propuestas que quedaron pospuestas y tal vez les haya llegado el momento.

Para cambiar de orientación ( y/o mantenerla).

Para confeccionar una propuesta nueva que integre un poco de todos los elementos anteriores, dejando además espacio para todo aquello que irá emergiendo por el camino.

Es pues momento para soñar, para hacer apuestas, para arriesgar.

Y en momentos tan especiales, me gusta estar atento a lo que me sucede porque sé que se van a producir señales que me ayudan en estos procesos.

Y aquí os cuento la última casualidad con la que me acabo de «tropezar».

Vía Ricardo Antón, de Colaborabora, me llega una reflexión de Amalio Rey, inspirada en un libro escrito por Xavier Marcet, “Esquivar la mediocridad”.

Amalio Rey pregunta si “¿La diferenciación es siempre la esencia de la estrategia?”.

Enseguida me engancha la pregunta pues vivimos momentos en los que la referencia al posicionamiento y la diferenciación suelen ser temas recurrentes.

En su escrito Amalio Rey hace una interesante distinción entre diferenciación y complementación.

Señala que desde una dimensión temporal “la necesidad de diferenciarse se justifica cuando hace falta transformar algo porque los enfoques adoptados hasta entonces han sido infructuosos o insuficientes. No es otra cosa que hacer caso a Einstein cuando decía lo de “Si buscas resultados distintos, no hagas siempre lo mismo”.

Sin embargo, plantea que para contextos público-sociales, el concepto de “complementación” es más saludable al orientar la estrategia hacia aquellos espacios dónde podemos aportar complementariedad a lo que ya existe.

Cómo dice él, es “un desperdicio imperdonable que las entidades públicas/sociales pierdan tiempo y energía en compararse y competir con otras que siguen fines parecidos, en lugar de centrarse en lo que realmente deben hacer, que es descubrir cómo satisfacer las expectativas de sus colectivos objetivo”. Especialmente buscando la complementariedad y la colaboración con otras organizaciones con las que establecer alianzas y complicidades.

En tiempos como los que vivimos de grandes retos, es más necesario que nunca activar la colaboración y la complementariedad para construir de forma colectiva respuestas a los desafíos que nos interpelan.

Así que confío que para dar respuesta a los nuevos retos que se avecinan seamos capaces de encontrarnos y  complementarnos con todas aquellas personas, entidades y organismos que persiguen también el desarrollo equilibrado de Bizkaia desde múltiples dimensiones: económica, social, territorial, medioambiental…

 

Arbela. Bideak Eginez.